Le piden un hermanito

Le piden un hermanito



CDMX.- La actriz venezolana, Marjorie de Sousa, se ha caracterizado por su belleza y el cuidado que tiene con su figura que luce en la pantalla chica, sin embargo, sus tareas como madre de Matías la satisfacen más que una rutina de gimnasio, publicó El Universal.

Casi a los cuarenta años, luce un buen cuerpo, pero ella dice que es complicado mantenerse, pues la comida mexicana es seductora, y ya no hay tiempo para acudir al gimnasio.

Aacepta que hay mucho trabajo, pero también tiempo de calidad para su pequeño hijo.