Guadalupe y Calvo se queda sin médicos por inseguridad

0
367
GPE. Y CALVO CHIH.- Ante los graves de problemas de salud en el Municipio de Guadalupe y Calvo, donde se padece la falta de médicos y de infraestructura hospitalaria, así como la falta de atención a los trabajadores de salud y educación por parte del ISSSTE, el secretario del ayuntamiento, Oswaldo Martínez, dijo que las autoridades tanto del Estado como de la Federación solamente les dan atole con el dedo y no cumplen los acuerdos signados ni tampoco resuelven las problemáticas.
Lo anterior luego de Guadalupe y Calvo se quedó sin médicos pasantes, ya que la Facultad de Medicina y Ciencias Biomédicas, así como la Secretaría de Salud no quisieron enviarlos al considerar que era una zona violenta.
A lo cual el funcionario municipal refutó tal posicionamiento y fijó como única inseguridad la falta de garantías laborales de los trabajadores de la salud y de educación, ya que ni siquiera ellos cuentan con un servicio de salud digno.
Recordó que tras la manifestación y paro laboral de los trabajadores del hospital de Guadalupe y Calvo siguen acuerdos pendientes de cumplirse, pese a que el propio secretario de salud Jesús Enrique Grajeda Herrera anunciara inversiones fuertes para mantenimiento, restauración y equipamiento del nosocomio.
Dijo que esos acuerdos no se han cumplido ya que en el tema de medicamento la problemática se atendió parcialmente ya que solo se surtió de manera muy básica ya que siguen los faltantes, amén de la falta de equipo e instrumental, por lo que sigue una asignatura pendiente ya que la inversión millonaria que se anunció para el hospital general no se ha cumplido.
Respecto a los índices de violencia, puntualizó que son más las personas que pierden la vida por falta de atención en salud que por homicidios que se registran en la región, y aseguró que en este tema es imperativo dejar fuera los colores y ponderar la salud de las personas, ya que a nadie le gusta ver a un familiar enfermo o que pierda la vida por falta de mantenimiento o atención, ya que el tema es delicado y se debe tratar con toda la responsabilidad.
El funcionario dijo que por orden del alcalde Ingeniero Noel Chávez, aunque se pase por situaciones precarias las urgencias se atienden y se resuelven, por lo que no es una cuestión de juego ni de política y debe tomarse con toda seriedad por los tres niveles de gobierno.
El funcionario Municipal explicó que por acuerdos de cabildo se ha destinado importante recurso para atender los temas de salud, con la construcción de casas de salud, así como la contratación de médicos, sin embargo, es necesario que el estado y la federación se involucren más y se atiendan los graves problemas de salud que se padecen en la sierra tarahumara de Guadalupe y Calvo, y que no solamente se hagan acuerdos para salir del paso y no se les dé continuidad y tampoco se cumplan.
Finalmente lamentó que esta situación haya caído en la actitud del “no te escucho y no te veo”, por lo que insistió en tildar de “penoso” el asunto, ya que ni siquiera los propios trabajadores del hospital reciben una atención médica digna.