Corral y sus excesos -Adriana otra víctima-¿Y los criminales ? – La narco agua de AMLO -Lucha premia a Castrejón

0
1483

DESPUÉS del uso excesivo con la fuerza policial en contra de los manifestantes opositores al Sistema de Transporte Bravobús, Corral propone la  integración de mesas de diálogo.

Pareciera que sus narrativas (del día) están en un entorno la bipolaridad, veamos: primero, ordena el desalojo utilizando 150 policías estatales y ministeriales; luego dice que nadie sobre la legalidad, y ahora si vamos a platicar sobres la citada obras.

Por la mañana celebró una reunión de seguridad y desde ahí autorizó la intervención de tremenda fuerza pública en contra del grupo de juarenses, los videos y fotografías dan cuenta de los excesos, el operativo concluyó con el violento arresto de 15 personas entre hombres y mujeres.

O no sabía o lo hizo a propósito, en el grupo de los detenidos se encontraba una de las empresarias más importantes del país  y candidata a la alcaldía de Juárez por el PRI. Lo peor es que no le importó que se tratara de una mujer.

Con violencia extrema, Adriana Fuentes Téllez, acabó sobre el pavimento, esposada y encarcelada: El saldo; esguince de cervicales, escoriaciones en las piernas, lesiones en las manos y hospitalización

No fue la única que resultó con lesiones considerables, la perversidad deshumanizada de Corral alcanzó a otras mujeres, incluyendo una anciana de 71 años de edad.

Otra vez un acontecimiento violento que ya le dio vuelta al mundo; constata por desgracia, la personalidad del mandatario. De entrada da pasó a varios pecados capitales enumerados por el catolicismo, él más que nadie sabe cuáles.

No es la primera vez  que Corral envía a sus policías a golpear a ciudadanos, ya lo hizo en Camargo, en Delicias en Chihuahua y ahora en Ciudad Juárez.

No tolera que le lleven las contras, con o sin razón de los ciudadanos, impone su imperio y ley; violenta a su antojo garantías constitucionales, como el derecho a manifestarse.

Cosas de dictadorcillos de pueblo, suponen que el poder es eterno, añoran la fama, pero a costillas de la represión, la violencia, el cacicazgo y desde la misoginia para el caso.

El corralato ya merito concluye, pero hay tiempo suficiente para vuelva a yerrar en nombre de sus opacos intereses, ojalá y que una agresión de esta naturaleza no se vuelva a repetir.

LA CONDENA de la brutalidad ordenada por Corral, provocó una reacción en contra del mandatario y de solidaridad para los agredidos.

Empresarios, agrupaciones sociales, partidos políticos y otros recriminaron la actuación de Corral y sus policías.

En redes sociales le cuestionaron hasta el cansancio, el por qué agrede, arresta y quienes piensan diferentes y así lo manifiestan, sobre todo a mujeres.

Los reclamos llegaron al otro extremo, en donde se le pide actuar con tal energía en contra de los grupos del crimen organizado, por ejemplo. En dónde hay una tibieza manifiesta, pese a que un día y otra también lamentablemente le matan a valerosos policías.

En redes social digitales, le hacen la propuesta de que mejor ya se vaya; para excesos como el de Adriana y la protección a la corrupción a los suyos y a los malandrines.

Ante la chilla en redes, Corral optó por cerrar el área de comentarios. Fueron muchos y muy cargados. Tampoco eso eso soporta.

NO SE CONOCE a ciencia plena si los tres campesinos acusados de terrorismo sustrajeron armas esas que pertenecen sólo al ejército, durante la defensa del agua en La Presa La Boquilla, cuando la Guardia Nacional se apoderó de ella.

El presidente López Obrador lo dijo en la mañanera, cuando reveló que esas armas aparecieron en Nayarit, confiscadas en un operativo militar.

En Chihuahua nadie conoce que los campesinos estén procesado por robar las armas, es más, eso no aparece en ningún expediente y seguramente AMLO tiene otros datos.

Los tres procesados “por terrorismo” traían los botes de las bombas de lacrimógeno ya utilizadas, hay decenas de testigos al respecto.

Han permanecido siete meses en prisión y pareciera que alguien quiere que continúen en ese estatus. Le han dado más largas que la misma pandemia, cuando está es también motivo y pretexto.

Si con el cargo que ahora hace el presidente, busca justificar la intervención militar en la zona centro sur y con ello beneficiar al candidato de Morena a la gubernatura, pues hay que tener cuidado, el tiro pude salir por la culata, en dicho región de los hombres de campo.

Peor, cuando se dice que un cartel esta atrás de la defensa del agua. Ufas; eso va a prender fuego en esa región, tan seca, desértica y ahora con tal acusación presidencial.

FINALMENTE el abogado morenista Oscar Castrejón, recibió su premio por ser el ejecutor del Operación Barcelona, dirigida desde España por Lucha Castro, para presionar al Poder Judicial en la búsqueda de encarcelar a la candidata del PAN-PRD, María Eugenia Campos Galván.

El premio llega después de dirigir dos manifestaciones y un platón, en donde por cierto, el otro operador Víctor Quintana Silveyra, luego, luego se deslindó y huyó de la escena del crimen, haciendo una mala comparación con el tema de las ejecuciones.

A Víctor pese a su huida se le otorgó una candidatura a una diputación por Morena, pero a Castrejón le fue mejor, va  en el lugar número uno de las pluris locales, gracias a sus plantones en el los juzgados, que incluyeron el pago de media docena de camiones de esos a todos lujo y un campamento en donde estrenaron casas de campaña y toda la cosa.

Castrejón sin duda alguna será diputado por Morena en el congreso local. Desde el centro sur ya empiezan a preguntarse si al igual que el candidato a la gubernatura por el mismo partido, Juan Carlos Loera de la Rosa, siguen pensando que la escasa agua de los chihuahuenses pertenece a Texas o Tamaulipas.

Así lo dijo el abogado que quiere ver a Campos Galván en la cárcel, pero se olvida de otros del clan duartista, como él los califica, que son candidatos de Morena, cosas de la doble moral.

En fin ya aseguró con sus protestas y plantones. Su obsesión contra Campos Galván ahora se asemeja mucho a Corral, aceptaría en secretó Lucha Castro y el compló desde España.