Maru Campos y Mario Mata: precursores de un nuevo orden hídrico en México

0
98

La Columna

Por Carlos JARAMILLO VELA

DELICIAS CHIH.- Nunca antes la Junta Central de Agua y Saneamiento del Estado de Chihuahua (JCAS) había emprendido un programa de trabajo como el que desempeña bajo la administración de la gobernadora María Eugenia Campos Galván.

La mandataria estatal y el Director Ejecutivo de la JCAS, Mario Mata Carrasco, han tomado en serio la responsabilidad del suministro de agua y los servicios complementarios inherentes al manejo integral del preciado recurso hídrico. Entre estos últimos tiene especial importancia el relacionado con el tratamiento y reúso de las aguas residuales, porque se ha convertido en un aspecto primordial dentro de la agenda ambiental de México.

Así, la gestión del agua ocupa hoy un lugar relevante el programa de trabajo sexenal que la gobernadora “Maru” Campos despliega de la mano de la Junta Central y las 49 Juntas Municipales y Juntas Rurales de Agua y Saneamiento existentes en el Estado. Es decir, el gobierno de Chihuahua y la JCAS efectúan una gestión hídrica integral, cuya misión es garantizar a todos los chihuahuenses el acceso al agua potable y la disponibilidad de ésta, tanto ahora como en el porvenir.

Dicha gestión implica una diversidad de objetivos y acciones consistentes en ampliación de redes de agua potable y alcantarillado sanitario, construcción de plantas de tratamiento de aguas residuales, instauración de la cultura del reúso de agua tratada para fines agrícolas, construcción de sistemas colectivos de agua potable y cosechas de agua en la Sierra Tarahumara, construcción de plantas potabilizadoras e instalación de plantas purificadoras por ósmosis, sustitución de fuentes de abastecimiento subterráneas (pozos) por fuentes de abastecimiento superficiales (ríos y presas), construcción de presas de control de avenidas, mejoramiento de la eficiencia de los Organismos Operadores, difusión de la cultura de uso racional del agua, entre otras.

El Plan Estatal Hídrico Chihuahua 2020 – 2040 es el instrumento guía para el logro de tan ambiciosas metas, mismo que contempla la inversión de 70 mil millones de pesos en obras de infraestructura y acciones diversas durante los próximos 17 años, a fin de lograr que Chihuahua alcance el nivel de sustentabilidad en el manejo del vital recurso agua. Ante los embates de las severas sequías registradas en los últimos años como consecuencia del cambio climático ocasionado por el calentamiento global, Chihuahua se enfrenta hoy a la disyuntiva de ser simple espectador del escenario, o protagonizar acciones que garanticen la viabilidad y sustentabilidad hídrica a las presentes y futuras generaciones de chihuahuenses.

La perspicacia y sensibilidad de “Maru” Campos y Mario Mata les ha permitido entender en modo cabal las posibles consecuencias de la innegable realidad hídrica que hoy se vive en México y el mundo; por ello han venido desplegando un intensivo programa de trabajo sin precedente en la historia de Chihuahua. Incluso, el Plan Estatal Hídrico Chihuahua 2020-2040 constituye un documento extraordinario e inédito en el ámbito nacional, que sitúa a nuestro Estado a la vanguardia en el diseño y ejecución de estrategias para el manejo sustentable del agua. La historia registrará, sin duda, la huella de “Maru” Campos y Mario Mata como dos de los principales precursores del nuevo orden hídrico en los ámbitos local y nacional.