Claudia mejoró, pero… / Más de lo mismo / Regiduría del PRI sin / Pocos de la 42

0
729

LA CANDIDATA de Morena, PT y Verde, Claudia Sheinbaum Pardo abrió campaña en Ciudad Juárez, como primera plaza fuera de la Ciudad de México.

Estuvo, como lo hizo López Obrador hace casi seis años, en el icónico monumento a Juárez, flanqueada por la fórmula al senado con Andrea Chávez y Juan Carlos Loera, los nueve candidatos a las diputaciones federales, más las dirigencias estatales del Morena, PT y el Verde Ecologista.

Tres oradores oficiales: Brighite Granados, presidenta de Morena, Andrea Chávez, candidata al senado y desde luego Sheinbaum.

Claudia llegó con mayor manejo temático y seguridad frente al micrófono, con relación a la anterior visita como precandidata en el mismo lugar y ahora con mayor gente. Entre 13 y 14 mil personas.

Más de la mitad de su discurso y arengas fueron para hacer referencia al presidente López Obrador y los programas sociales los que prometió ampliar, e incluir a mujeres de 60 años y hasta 65 que ahora están fuera de cualquier apoyo gubernamental.

El resto del discurso fue para realizar grandes anuncios para Ciudad Juárez (y Chihuahua): El regreso de las guarderías, pero ahora como centros de educación inicial; educación gratuita en todos los niveles y la construcción de una universidad pública.

Además, un hospital nuevo de IMSS Bienestar, servicio médico universal y medicamentos gratis.

Por si no fuera suficiente, un transporte público bajo la administración municipal o federal, “pese a que la gobernadora no quiera,”, un trolebús para la ciudad y reparar las carreteras.

Sobre la seguridad pública, dijo que no era problema del Ejecutivo Federal; sobre el abandono en el sistema de salud y falta de medicamentos, aseguró que en los próximos meses lo solucionaría el presidente.

Demasiado hermoso para ser cierto, mucha retórica, sin precisar el cómo y con qué recursos; sin explicar por qué en seis años nada, para Chihuahua, en particular para Ciudad Juárez y de repente mágicamente todo. Para los migrantes no hubo palabras.

SERÁ cosa de día días para que el Partido Revolucionario Institucional, defina quiénes serán propuestas para ocupar una o tal vez dos regidurías en la planilla de Marco Bonilla, como candidato a la reelección.

Se trata de quienes irán bajo el precepto de representación proporcional, así como ocurre en las candidaturas a las diputaciones.

Ahora hay una gran discusión o jaloneo al interior de la dirigencia estatal del PRI, la formal y la otra, para colocar a alguien en el lugar uno y tres de esa lista.

La posición en el número uno tiene garantía de que alcanzaría la regiduría; por ahora ese privilegio sería para la actual regidora Ana Lilia Orozco Ortiz, sobrina Graciela Ortiz, quien es parte de la dirigencia nacional PRI, desde sin duda, moverán la mecedora.

Sin embargo, desde lo local se impulsa a la actual presidenta del Comité Municipal del PRI, Rosy Carmona que hasta ayer estaba en la tercera posición de la lista, pero su llegada depende exclusivamente de la votación de Bonilla y aliados y hasta le puede pegar la equidad de género.

Por ahora la posición uno parece que va para la actual regidora, pero nada está definido. Voces al interior del PRI, dicen que ya fue… y es tiempo de darle paso a otros perfiles.

LOS PROFES y dirigencia de la sección 08 del SNTE, se vieron muy robustos y con buena representación, en el arranque de la campaña de Claudia Sheinbaum Pardo.

Andan metidísimos como en los hegemónicos tiempos del PRI; es más el dirigente de esa sección, Eduardo Zendejas Amparán, se plantó con la candidata, hubo un diálogo y hasta le entregó un documento en sobre o carpeta cerrada, de lejos sólo se observó el color amarillo.

Muchos profes y muy bravos en el buen sentido de la palabra, en donde por cierto, los organizadores del evento, se preguntaron por lo maestros de la Sección 42 y su dirigente Manuel Quiroz Carbajal.

Cierto o no, alguna candidata, respondió que la patrona les prohibió hacer presencia.