Jirones de Nuestra Historia: Alfredo Chávez Amparán, el primer candidato independiente ganador

0
125

JIRONES DE NUESTRA HISTORIA

ALFREDO CHÁVEZ AMPARÁN, HISTÓRICO, EL PRIMER CANDIDATO INDEPENDIENTE EN GANAR UNA GUBERNATURA EN MÉXICO; ENTRE TRABAS, CANDADOS POLÍTICOS Y EL DERECHO A GOBERNAR

Por José Luis JARAMILLO VELA

Contexto político

DELICIAS CHIH.- Se acerca el domingo 2 de junio de 2024, ese día se llevarán a cabo las elecciones más importantes en la historia de México, será un día trascendental, los mexicanos decidiremos si enviamos a nuestro país al matadero de la destrucción política de sus instituciones, para terminar en el basurero bajo una dictadura comunista; o si por el contrario, volvemos a poner al país en la ruta del crecimiento económico, retomar el liderazgo de México en América Latina, recuperar su enorme prestigio diplomático y devolver su presencia activa en el panorama internacional del mundo moderno.

Bajo ese contexto, hablaremos del porqué se dieron las candidaturas independientes y después, en otra entrega trataremos el tema de la liberación del voto femenino en nuestro país, ya que ambos sucesos ocupan un lugar importante en la Historia de México.

Nuestro personaje, ¿quién fue?

Alfredo Chávez Amparán nació el 14 de julio de 1891 en Hidalgo del Parral, Chihuahua, al momento de su nacimiento, su padre José Manuel Apolonio Dolores Ignacio Chávez Valdez tenía 51 años y su madre María Dolores Amparán Reyes tenía 31 años. La familia era muy prominente y de una sólida y fuerte raigambre en la región parralense; su padre José Manuel Chávez era un exitoso agricultor y ganadero.

Alfredo nació y desarrolló su infancia y juventud en pleno porfiriato, realizó sus estudios hasta preparatoria ahí en Parral; luego partió hacia Ciudad Juárez a estudiar la carrera de Agronomía, pero solamente duró dos años estudiando, no terminó su carrera, optando por dedicarse a los negocios de su familia en Parral y a la política que tanto le apasionaba y en donde ocupó diversos cargos. Se casó con María Elvira Vázquez Baca, la familia Chávez Vázquez tuvo cinco hijos y cinco hijas.

El gusto por la política

Durante la década de los años 20´s, Alfredo Chávez Amparán se desempeñó como Inspector General de la Policía en Chihuahua; debido a los reacomodos políticos post revolucionarios; en esa década Chávez Amparán vió pasar desde la Comandancia de Policía a los siguientes Gobernadores: Andrés Ortiz Arriola en tres ocasiones; Melquiades Angulo en dos ocasiones; General Emilio Salinas; Alfonso Gómez Luna; Abel S. Rodríguez en tres ocasiones; Tomás Gameros en dos ocasiones; General Ignacio Ceferino Enríquez en siete ocasiones; Efrén Valdez; Rómulo Alvelais en dos ocasiones; José Acosta Rivera en dos ocasiones; Reinaldo Talavera en tres ocasiones; Vicente N. Mendoza; General Jesús Antonio Almeida en dos ocasiones; Jorge M. Cárdenas Amaya; Manuel Mascareñas; Fernando Orozco; Marcelo Caraveo; Luis L. León en dos ocasiones; Francisco R. Almada en tres ocasiones y Rómulo Escobar Zerman. Seguramente Chávez Amparán ante el desfile de Gobernadores, debió haber pensado que la vida es más sabrosa en la Comandancia. Esto demuestra la capacidad y astucia política de Chávez Amparán para lidiar con los Gobernadores.

A pesar de los vaivenes políticos y de las feroces pugnas por el poder en el país, que confrontaba a dos grupos políticos: Callistas y Cardenistas, provocando inestabilidad política en los Estados, motivo por el que los Gobernadores no duraban mucho tiempo en el cargo; aun así, Chávez Amparán volvió a dar muestras de su habilidad política al ser nombrado Recaudador de Rentas de Parral (es bien sabido que es un puesto de máxima confianza del Gobernador en turno), puesto desde el que presenció otro desfile de Gobernadores: Andrés Ortiz Arriola otras cinco veces; Pascual García seis veces; General Roberto Fierro Villalobos; Eduardo Salido y General Rodrigo Manuel Quevedo.

Diputado Local

En 1936, el Ingeniero Agrónomo Gustavo Lorenzo Talamantes Esparza es electo Gobernador del Estado de Chihuahua y de la mano de él, Alfredo Chávez Amparán es electo como Diputado Local a la XXXVII Legislatura del Congreso del Estado, representando al Sexto Distrito con cabecera en Jiménez, Chihuahua. Durante su cargo como Diputado, ocupó en tres ocasiones la Gubernatura del Estado de forma interina, debido a licencias del Gobernador Gustavo L. Talamantes. Es a partir de aquí que Chávez Amparán comenzará a hacer historia.

Consolidación política de México

Para 1938, México ya entraba en una modernidad política, después de finalizada la Revolución Mexicana, los diferentes grupos revolucionarios, terminaron por aglutinarse en 1929 en el Partido Nacional Revolucionario (PNR), el que en 1938 pasó a llamarse Partido de la Revolución Mexicana (PRM), para finalmente en 1946 convertirse en el Partido Revolucionario Institucional (PRI); pero ¿qué estaba sucediendo?, que al aglutinarse toda la fuerza política en un solo partido, desde ahí emanaban todos los gobernantes, por lo que el PRM, se convirtió en el partido hegemónico en el país.

Pero en un país tan diverso socialmente como México, era muy difícil que todas las ideologías políticas cupieran en un solo partido, por lo que una parte de ese conglomerado político se dio cuenta de que estando dentro del PRM nunca iban a tener acceso a los espacios políticos, entonces deciden separarse y formar otro partido político; además la ley establecía en esa época que los candidatos debían pertenecer a un partido político, es decir la propia ley eliminaba las candidaturas independientes.

Es entonces cuando un grupo de políticos con otro tipo de intereses e ideología, lidereados por Manuel Gómez Morín, Efraín González Luna, Aquiles Elorduy, Luis Calderón Vega, Manuel Herrera y Lasso y un numeroso grupo de simpatizantes se separan del PRM y sabiendo que por mandato de ley, solo bajo las siglas de un partido político podrían postularse como candidatos a puestos de elección popular, fundan en 1938 – 39 el Partido Acción Nacional, y como partido recién creado, tuvo que batallar contra todo el régimen político que ya la revolución había establecido.

Chávez Amparán desea postularse a Gobernador, hay competencia y se desatan las pugnas

Conforme a los ritos y protocolos que ya marcaba la ortodoxia política mexicana revolucionaria, todas las candidaturas para todos los puestos de elección popular debían estar alineadas con el candidato presidencial, pertenecer al mismo grupo político y seguramente palomeadas desde la cúpula, esto con el fin de que los gobiernos transitaran de manera armónica y sin contratiempos, evitando disputas entre los tres niveles.

En 1939, ya se acercaban las elecciones para el siguiente año, el General Manuel Ávila Camacho ya era el candidato presidencial del Partido de la Revolución Mexicana, pero había la inconformidad del General Juan Andreu Almazán, quien, al no ser electo candidato, abandonó el PRM para fundar el Partido Revolucionario de Unificación Nacional (PRUN); a su candidatura se adhirió el recién formado Partido Acción Nacional.

Mientras tanto, acá en Chihuahua, el Gobernador Ingeniero Agrónomo Gustavo L. Talamantes apoyaba la candidatura de Alfredo Chávez Amparán al Gobierno del Estado, mientras que en la Ciudad de México, el Partido de la Revolución Mexicana y el candidato presidencial, General Manuel Ávila Camacho apoyaban la candidatura de otro Agrónomo, el Ingeniero Fernando Foglio Miramontes; por supuesto que esto desencadenó una pugna interna, porque Chávez Amparán no era del grupo de Ávila Camacho, mientras que Foglio Miramontes sí lo era.

En 1939, la Policía Política del régimen, así como la Secretaría de la Defensa Nacional y el propio Partido de la Revolución Mexicana, habían hecho llegar al Presidente, General Lázaro Cárdenas del Río, así como al General Heriberto Jara, Presidente del PRM a nivel nacional, un documento en el que se señalaba que: “En el Estado de Chihuahua, se vive un avanzado proceso de modernización…” y continúa: “Lo que está surgiendo con fuerza es una insurrección cívica – electoral…..que tiene una aspiración civil de democracia electoral” ; es decir, ya estaban advirtiendo que aquí se estaba fraguando la punta de lanza de un proceso democratizador en el país.

La ruptura

El país estaba transitando de manera muy lenta hacia una democracia partidista, pero al menos ya lo estaba haciendo, ya se notaba el movimiento, esto afectaba de manera directa a la maquinaria de la aplanadora revolucionaria, que ya había logrado establecer un régimen revolucionario en el país, que le garantizaba ganar las elecciones con el famoso “carro completo”; sin embargo, el Partido de la Revolución Mexicana comenzaba a lidiar con los primeros brotes de inconformidad interna hacia los métodos de selección de candidatos.

En el caso del Estado de Chihuahua, el Gobernador Gustavo L. Talamantes tenía su “gallo” en la figura de Alfredo Chávez Amparán y estaba peleando nada menos que contra su partido y contra el candidato presidencial, cuyo “gallo” era Fernando Foglio Miramontes; al producirse la ruptura con el PRM, todo el peso del desgaste político de esa pugna lo absorbió el Gobernador Talamantes, a quien el aparato revolucionario le pasaría factura por “ponerse al brinco” con sus procedimientos.

La ruptura se había dado y Alfredo Chávez Amparán decide irse por la vía independiente, un camino muy difícil y riesgoso, pues nunca nadie se había atrevido a desafiar a la maquinaria partidista y de manera evidente se estaba en desventaja; otro riesgo aún desconocido, eran las consecuencias que tal desafío podrían traerle a quien pusieran en entredicho al sistema revolucionario; con todo eso pesando en el ambiente, Chávez Amparán se la jugó, apoyado por el Gobernador Talamantes.

Por otra parte, Chávez Amparán era un tipo decidido y entrón, eso también lo tenían en cuenta en la Ciudad de México.

El derecho a gobernar

El argumento que esgrimió Chávez Amparán era muy sencillo, muy lógico y válido legal y políticamente; su argumento fue decir que: “Cualquier mexicano libre, tiene derecho a gobernar”, y ese fue el punto que nadie pudo rebatir, pues la frase encerraba lógica, validez y legalidad. De esa manera, Alfredo Chávez Amparán se separa de las filas del Partido de la Revolución Mexicana, para emprender una candidatura independiente a la Gubernatura.

Como la ley señalaba que ningún candidato podía competir si no era bajo las siglas de un partido o asociación política, Chávez Amparán creó una asociación civil que se llamó Partido Revolucionario Independiente de Chihuahua (PRICH), así es que bajo esa asociación y bajo el lema de “Por el derecho a gobernar”, lanza su candidatura a la Gubernatura del Estado de Chihuahua, mientras que el Partido de la Revolución Mexicana, lanza al Ingeniero Agrónomo Fernando Foglio Miramontes.

La habilidad y la astucia política de Chávez Amparán salía a relucir de nuevo; para los políticos profesionales no pasó desapercibido el hecho de que Chávez haya fundado una asociación civil y no un partido político formal; con esto quedaba claro que el asunto era solo para poder competir en las elecciones, pero que dejaba abierta la puerta en el PRM, por lo que se pudiera ofrecer más adelante.

Escándalo nacional

En las elecciones de 1940, el Partido de la Revolución Mexicana únicamente sufrió una sola derrota: la Gubernatura de Chihuahua; el candidato independiente Alfredo Chávez Amparán superó por muy amplio margen de votos al candidato oficial Fernando Foglio Miramontes, provocando que se encendieran los focos rojos y las alarmas en la Ciudad de México.

En Chihuahua, el Gobernador Gustavo L. Talamantes y el Congreso del Estado declararon vencedor a Chávez Amparán, mientras que en la Ciudad de México el asunto tomaba tintes de escándalo político mayúsculo, pues el General Heriberto Jara Corona, presidente nacional del PRM solicitó al Presidente General Lázaro Cárdenas la intervención militar en Chihuahua; tanto Cárdenas como el Secretario de la Defensa Nacional, General Jesús Agustín Castro y el Secretario de Gobernación, Lic. Ignacio García Téllez le hicieron ver al General Jara que ya no eran los tiempos propicios para ello, además Chávez Amparán era de armas tomar, pues muchos años fue policía y eso podía desatar un problema muy grande que podría repercutir en todo el país, así que Cárdenas le sugirió la vía de la negociación política.

Pero el General Heriberto Jara, cegado por la ira política publicó un manifiesto en donde públicamente acusaba al Gobernador Gustavo L. Talamantes, entre otras cosas de ser un delincuente electoral y de haberse robado la elección en el Estado; al mismo tiempo envió la queja al Congreso de la Unión e interpuso una denuncia penal ante el Lic. Antonio Villalobos Maynard, Procurador General de la República, quien le recordó que ya el Presidente de la República le había dado instrucciones de cómo manejar el asunto; fue en ese momento que el General Heriberto Jara cayó en la cuenta de que había desobedecido por todos lados una Orden Presidencial. Esto le costó al General Heriberto Jara ser destituido como Presidente Nacional del PRM, siendo sustituido precisamente por el Lic. Antonio Villalobos Maynard, quien se avocó a negociar el problema político que el General Jara había convertido en escándalo nacional.

Asunto arreglado, caso cerrado…pero hay daños colaterales

Finalmente y tras una serie de negociaciones entre los grupos políticos enfrentados, se optó por lo evidente, reconocer el triunfo de Alfredo Chávez Amparán (de no haberlo hecho, habría sido un gran error político, la prudencia del Presidente Cárdenas fue fundamental), el grupo político de Chávez Amparán ocuparía la Gubernatura del Estado y tendría el control político del Congreso del Estado y del Poder Judicial del Estado; por su parte, el Ingeniero Agrónomo Fernando Foglio Miramontes y su grupo, ocuparía la Secretaría de Agricultura y tendría el control sobre los Diputados Federales por Chihuahua en el Congreso de la Unión; simple aplicación de la política práctica y política pura, como se estilaba en aquellos años. El 21 de septiembre de 1940, el Congreso del Estado de Chihuahua declara oficialmente a Alfredo Chávez Amparán como Gobernador Electo del Estado.

Mientras que el Gobernador Gustavo L. Talamantes ganó con su candidato, pero al terminar su período, la familia revolucionaria le hizo pagar cara la osadía de retar al sistema, le fueron cerradas todas las puertas de la política y solo el General José García Valseca, propietario de la Organización Periodística García Valseca (actual Organización Editorial Mexicana), que aglutinaba a todos los periódicos El Heraldo y El Sol de todo el país, le dio cobijo, haciéndolo Director de sus periódicos en el centro de la república.

Alfredo Chávez Amparán, primer Gobernador Independiente

El 4 de octubre de 1940, Alfredo Chávez Amparán rinde protesta como nuevo Gobernador del Estado, haciendo historia al ser el primer Gobernador Independiente del país y ser el primero en derrotar a la maquinaria del Partido de la Revolución Mexicana. El gobierno de Chávez Amparán fue un buen gobierno, sostuvo una relación muy institucional con el Presidente General Manuel Ávila Camacho, quien cuando le solicitó su apoyo para declarar la guerra a Hitler y las fuerzas del Eje, Chávez no dudó ni un momento en brindarle el apoyo político incondicional.

La joya de la corona de la administración de Chávez Amparán habría sido su proyecto de consolidar el Instituto Tecnológico de Chihuahua, sin embargo, el ingreso de México a la II Guerra Mundial retrasó muchas obras y proyectos en todo el país. El Presidente, General Manuel Ávila Camacho, apodado “El Presidente Caballero”, debido a que se dice, ha sido el único Presidente de México en cumplir todos sus ofrecimientos de campaña y por honrar siempre su palabra; Ávila Camacho habría establecido un pacto con Chávez para asegurarle su futuro político como reciprocidad por su apoyo junto con otros gobernadores para entrar a la guerra. Y como muestra, le apoyó para asfaltar y pavimentar la carretera de Chihuahua – Ciudad Juárez.

Alfredo Chávez Amparán entregó la Gubernatura del Estado de Chihuahua el 3 de octubre de 1944 al Ingeniero Agrónomo Fernando Foglio Miramontes; Chávez fue el último Gobernador en gobernar un período de cuatro años, antes de cambiar a períodos de seis años; sin embargo, fue el primer Gobernador Independiente de la historia y el primero en derrotar al poderoso Partido de la Revolución Mexicana.

Finalizado su período de cuatro años, Chávez Amparán recompone su relación con el Partido de la Revolución Mexicana y en 1946, apoyado por el Presidente, General Manuel Ávila Camacho, es electo como Senador de la República por Chihuahua, en fórmula con el ex director de Pemex y ex alcalde de Ciudad Juárez, Antonio Jáquez Bermúdez. En el Senado, fue Presidente de la Gran Comisión del Congreso de la Unión.

En la parte final de su vida, Chávez Amparán se dedicó a la ganadería; falleció el 16 de junio de 1972 en Chihuahua.

En 1971, uno de sus diez hijos, Homero Chávez Vázquez, se convierte en Presidente Municipal de Ciudad Delicias, Chihuahua para el período 1971 – 1974, quien además fue uno de los pilares de la política de este Municipio.

Dedicatoria muy especial

Este artículo periodístico se hace dentro del contexto de las próximas elecciones del día 2 de junio 2024, con el propósito de destacar al primer candidato independiente en ganar una gubernatura en la Historio de México, pero va dedicado de manera muy especial a un gran amigo de toda la vida, un ser humano muy especial, el Ingeniero Alfredo Chávez Bünsow, con quien he compartido desde la infancia hasta la actualidad, como amigos, compañeros y vecinos, de igual manera, mención especial a sus hermanos Homero y Guillermina, así como a sus padres Don Homero Chávez Vázquez y Doña Guillermina Bünsow de Chávez (ambos Qepd).

 

Fuentes Bibliográficas:

+ es.scribd.com

+ ancestors.family.search.org

+ scielo.org.mx

+ mexicanadesociologia.unam.mx

+ te.gob.mx

+ archivo familia Chávez Bünsow

+ es.wikipedia.org

+ camaradediputados.gob.mx

+ constitucionpolitica.mx

+ ordenjuridiconacional.gob.mx

+ www.ine.mx

+ sil.gobernacion.gob.mx