RELACIONES INTERPERSONALES POSITIVAS

RELACIONES INTERPERSONALES POSITIVAS



EL SER HUMANO es sociable, está en su naturaleza como humano y, por lo tanto, necesita vivir en sociedad para poder desarrollarse plenamente en los diferentes ámbitos en los que participa.

En la actualidad es bastante complicado sustraerse del contacto con otros seres humanos, esto en razón de que vivimos en una aldea global, es decir, estamos conectados con personas de otros rincones de la tierra, cuyas nacionalidades, costumbres, tradiciones, anhelos, problemas, etc., son disímbolos entre sí; la globalización económica ha incorporado al hombre en una vorágine de cambios que se suceden cotidianamente, a veces en horas o minutos. Algunos de estos cambios son el uso de medios de comunicación o información como el internet, el celular y, por supuesto, las redes sociales.

Precisamente como el hombre vive en lugares distantes, necesita de medios o recursos para poder comunicarse con aquellos que están del otro lado del mundo; necesita transmitir los requerimientos de lo que ocupa en ese momento, así sea en cuestiones de tipo políticas, sociales o económicas.

La cuestión empresarial también se ha revolucionado con la globalización económica; el ser humano necesito de comunicarse con sus clientes o proveedores de otras latitudes, superando en todos los casos la barrera del idioma; y esto fue necesario para alcanzar la competitividad organizacional necesaria para sobrevivir o mantenerse vigente en el mercado y/o sector donde se desempeña la empresa.

Los departamentos de recursos humanos y marketing son dos ejes principales que apoyan a la organización a estudiar las necesidades de sus terceros interesados para buscar las soluciones adecuadas a sus exigencias.

Considero que el departamento de recursos humanos es un eje principal para el buen funcionamiento de la organización, en razón de que es el encargado directamente de ver las necesidades de los empleados y los requerimientos de la empresa respecto a su personal.

Para la organización es fundamental conocer el ambiente organizacional que se gesta desde la base de trabajadores, el cual es alimentado por la personalidad de cada uno y por las disposiciones que la empresa gira para el funcionamiento de la misma.

Es necesario saber que cualquier organización trabaja con personas que ríen, lloran, sufren, en una palabra sienten y, por lo tanto, viven; es decir, no son objetos o cosas que se puedan utilizar y desechar como algo inservible.

Es importantísimo conocer el actuar de los empleados, ubicar quien es introvertido y quien es extrovertido; se debe conocer el temperamento y el carácter de cada uno, lo cual permite saber cuáles son sus debilidades y fortalezas emocionalmente hablando para poder atender los requerimientos de la organización y de ellos mismos.

Siendo tan disímbolos la forma de ser y actuar de cada persona, es necesario contar con las herramientas idóneas para que los empleados puedan relacionarse de manera positiva dentro y fuera de la organización; no se debe dejar de lado que, en ocasiones, los empleados traen problemas personales o familiares que trascienden y pueden mermar el buen funcionamiento de la organización.

La empresa debe ocuparse del ambiente interno y externo que rodea a sus empleados para poder ayudarle, buscando en todo momento el bienestar de la estructura organizacional.

La empatía de los directivos para con sus subordinados es crucial en un buen desempeño de la organización. Esta cualidad permite a los empleados sentirse parte de la empresa, los compromete con las metas de la misma y les da sentimiento de valía en cuanto a que su trabajo es necesario para la consecución de los objetivos organizacionales.

Uno de los canales de comunicación, generados por las relaciones interpersonales, es lo que coloquialmente se denomina como “radio pasillo”; y surge por esas relaciones de comunicación informales que se da en todos los círculos laborales, por lo cual no debe pasar desapercibido para los directivos dicho medio de convivencia, ya que en la mayoría de los casos es a través de “radio pasillo” como los empleados dan a conocer sus inquietudes para con el ambiente laboral.

El autor es socio del Instituto Mexicano de Contadores Públicos, A.C (IMCP)